CAMBIÓ DE SEDE EL TORNEO NACIONAL OFICIAL DE PESCA DE LA LOBINA NEGRA BOQUIGRANDE. Adelanto

Después de un cuarto de siglo en aguas de la oriental provincia de Granma, el Torneo Nacional de Pesca de la Trucha (lobina boquigrande o black bass) migró al embalse Minerva, en el centro del país, donde tuvo su desempeño competitivo durante los dias 15, 16 y 17 últimos.

Hasta la fecha no han trascendido las causas del cambio de enclave del certamen, organizado por la Federación Cubana de Pesca Deportiva (FCPD), que desde 1983 es disputado en las lagunas de Leonero, de 6 600 hectáreas de espejo acuátivo y muy satisfactoria población de la especie Mycropterus salmoides.

Solo en contadas ocasiones la cita fue trasladada en la misma provincia sede a la presa de Cauto El Paso, pero este año la reubicaron en el embalse de la provincia de Villa Clara y de su denominación se excluyó el que había sido hasta ahora su nombre identificativo, “Incendio de Bayamo”, en alusión al hecho histórico ocurrido en 1869 en la ciudad de ese nombre.
La Minerva, que durante los dos años precedentes había sido sede de los Torneos Abiertos de pesca de la Lobina Negra Boquigrande, llenó en esta ocasión las expectativas de los 28 pescadores que asistieron a la convocatoria. Fuentes locales indicaron a CUBANOS DE PESCA que el conteo de ejemplares de 6 libras de peso en adelante llegó a la veintena.

Entre las piezas destacadas se cuenta la presentada al pesaje por Rudy Díaz López, de la provincia de Sancti Spíritus, que marcó 9.12 libras, cuyo pesaje impulsó al deportista hasta el tercer lugar general del certamen, con puntuación final de 19.35 (fracciones, centésimas de libra). En el tope de tiro de precisión se empataron Jesús Consuegra Hernandez y Yosvany Sanchez García.

El campeón del Nacional de la Trucha 2008 fue José Manuel Gil Berruela, de Villa Clara (26.05), y le siguió en pesaje Manuel Enrique Castillo Pelegrino, de Granma (22.41). Con tales resultados individuales, no constituye sorpresa que la nómina de provincias destacadas quedara integrada por Granma, Villa Clara y Sancti Spiritus.

Las competencias nacionales de pesca del bass, que comenzaron con normas de captura libre, se llevan a cabo en la actualidad sobre la base de tres piezas por pescador en cada jornada de pesca. Avances hacia la modalidad Captura y suelta se dieron en un torneo de lobinas efectuados en 1998 en la misma provincia que fue sede de este certamen, y en el primer evento de pesca a mosca en Cuba, ZapataFLY2006.